lunes

UNA TRADICIÓN LA ROSCA DE REYES

+.-PANADERÍAS ESPERABAN INCREMENTO DE VENTAS  +.-COMPROMISO DE UNA TAMALADA EL 2 DE FEBRERO DÍA DE LA CANDELARIA PARA QUIEN ENCUENTRE EL “MONITO”


POR MARTÍN ROBERTO VEGA ENCINAS
En la víspera de Día de Reyes ayer, los panaderos ya se encontraban listos para deleitar a los navojoenses con la tradicional Rosca de Reyes y de esta manera hacer frente a la mala racha que se viene arrastrando desde el 2013.

Para algunos tahoneros el año pasado fue un año de ventas y producción mermada en un 20 por ciento, pero confían en que se iniciará el 2014 con una mejor temporada.

Los estantes de las panaderías tradicionales como La Perla del Mayo, Espiga de Oro y Pequeña Hormiga, ya ocupan los primeros espacios con este tradicional pan, cuyos precios oscilan entre los 150, 200 y 250 pesos de acuerdo con su tamaño y cantidad de ingredientes y las presentaciones.

En esta época los panaderos convierten todo el pan dulce en Rosca de Reyes, la que se caracteriza por sus frutas deshidratadas y muñequitos que representan al niño Jesús, cuyo producto representa el 70 y 80 por ciento del total del pan que diariamente se produce en esta temporada las cuales como cada año, no debe faltar en los hogares y empresas, pero sobre todo, en las escuelas de educación básica y medio superior que hoy reanudan clases.

"La esperanza que tenemos es la de un buen inicio de año, aunque no estamos tan optimistas por los rezagos que se tuvieron en noviembre con el Pan de Muerto, y diciembre no fue de tanto consumo de pan blanco, no fue lo esperado", enfatizó Santos Vázquez Palacios, cargado de la panadería “La Perla del Mayo”, ubicada por la calle Ignacio Allende 514 “A” y con más de 50 años en el mercado dijo que a pesar de tanta competencia este se perfila como un buen año.

Esperamos fabricar de entre 400 a 500 roscas, siendo que antes eran alrededor de mil o 900 las que se hacían, todo ha subido mucho, expresó Vázques Palacios.

En la panadería en donde asimismo imprimían apuro en sus labores el horneador Paúl Ontamucha Soto, así como el panadero de primera línea Raúl Verdugo Martínez y el auxiliar Ramón Aguilar Nava, así como el chalán Jorge Mauricio; Vázquez Palacio participó que como cada año los insumos se han elevado y calculó que para estas fechas se incrementaron las ventas en un 30 por ciento, citando en comparación de las ventas normales del año.

Asimismo se trabajaba duro en panadería “La Espiga de Oro”, ubicada en avenida Ignacio López Rayón número 306, entre las calles Alejo Toledo y Mariano Rincón, con más de 25 años operando, propiedad de Juan Ramón Méndez Gómez, donde confirmaron que debido a la cantidad de componentes que lleva una Rosca de Reyes como harina, azúcar, huevos, fruta, leche, nuez y hasta plástico con los Niños Dios, las Roscas subieron un poco este año.

En tanto en la panadería  “Pequeña Hormiga”, propiedad de Manuel Méndez Vargas ubicada en avenid Ignacio Allende número 305, con más de 60 años de servicio, no se quedaban atrás y se trabajó duro para que a nadie le faltara la “Rosca de Reyes”.


Aunque el número de elaboración de Roscas varió de una tienda a otra, todas coincidieron en poner dentro de cada una un muñequito blanco “Niños Dios“ que marca según la tradición, la organización de la fiesta de la Candelaria el 02 de enero para que la persona a quien le toque el muñequito, ponga los tamales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

MARTIN URIETA

Loading...